La historia de Rafael

Un buen amigo de Rafael le recomendó ir a trabajar con él a los Países Bajos. En aquel momento, Rafael ni se lo pensó y su amigo le puso en contacto con T&S Holanda. 

El proceso de selección lo recuerda como un proceso rápido y de un día a otro se vio aterrizando en los Países Bajos. Rafael afirma que desde el primer momento ha estado a gusto y no ha tenido momentos de duda o desconfianza, al fin y al cabo, se lo había recomendado su amigo.

Su adaptación fue rápida y Rafael nos cuenta que, en gran parte, fue gracias a que en su alojamiento convivía con otros españoles e hicieron una piña. Esta situación inicial le dio mucha fuerza, ya que Rafael llegó al país sin mucho nivel de inglés y tenía miedo de no saber expresarse en sus inicios. 

Nos cuenta una anécdota al poco tiempo de su llegada que, sirve de ejemplo para ver que ese grupo de amigos son como una familia para Rafael. Nos confiesa que al llegar no tenía mucho dinero, por lo que tuvo que recurrir a pedir prestado a algunos de sus compañeros, estos, no dudaron en prestárselo y demostrarle que allí están para ayudarse unos a otros.

Los objetivos que Rafael se propuso para esta aventura eran: aprender inglés y ahorrar dinero para su hijo. 

Para lograrlos, está trabajando en Ingram Micro y, a su vez, está buscando una academia para mejorar su inglés.

En el ámbito laboral dice lo siguiente: «disfruto muchísimo, no tiene nada que ver a otras empresas en las que he trabajado en España. Aquí tenemos tres descansos y aunque es un trabajo que exige a nivel físico, se hace ameno.»

Además, los días libres aprovecha y queda con algunos compañeros del trabajo y se van a recorrer el país y descubrir la belleza de los Países Bajos. 

El día en el que realiza esta entrevista es su día libre y nos cuenta que va a irse él solo ha visitar alguna ciudad.

Rafael echa mucho de menos a su hijo y una de sus prioridades es poder volver por el cumple de su hijo y disfrutar con él un día tan especial.

También nos cuenta que en un principio quería ir por un breve periodo de tiempo, pero ahora se empieza a plantear quedarse allí por más tiempo. 

Por último, Rafael nos sorprende comentándonos que, igual que a él le convenció un amigo, él ahora ha convencido a 7 u 8 amigos que ya están allí trabajando muy contentos. 

Te agradecemos enormemente tu tiempo en la entrevista y nos alegra saber que tu experiencia está siendo maravillosa. Esperamos que todo siga igual de bien.

Entradas recomendadas